COMO ENTENDER TU FACTURA DE ELECTRICIDAD

Cuantas veces nos ha pasado de abrir el correo, encontrarnos con la factura de electricidad, leerla sin entenderla y acabar pagando «bendiciendo» la compañía?

Hace un par de meses, en el post «Dudas en factura» (http://comoahorrarentufacturaelectrica.emrenergia.com/2016/09/16/dudas-en-factura/), hemos tocado en forma general los conceptos presentes en las facturas de electricidad.

Sin duda hoy vamos a entrar con más profundidad en cada uno de los conceptos de dicha factura para que nunca más tengamos dudas a la hora de controlar cuanta energía estamos gastando y cuanto efectivamente pagamos por ella.

Las facturas de electricidad, independientemente de la compañía comercializadora que tengamos contratada, están compuestas por los mismos apartados:
Datos del cliente (recuadro 1)
Datos del suministro (recuadro 2)
Desglose de la facturación (recuadro 3 y 4)
Lecturas (recuadro 5)
factura-ejemplo
Los primeros dos no tienen misterios:

En en apartado de los datos del cliente, aparecen el nombre del titular del contrato, el DNI o el CIF del mismo, el periodo de facturación, la potencia contratada, el tipo de tarifa y la fecha de la factura.

Entre los datos del suministro aparece la dirección del suministro, que a veces no coincide con la dirección del inmueble.
Nada preocupante, se trata solo de la dirección del contador.

En el desglose es donde realmente nos liamos: muchos numeritos, muchas abreviaturas y cálculos que a simple vista parecen complicados; nada más equivocado.
El desglose de la facturación siempre está formado por dos apartados principales:

El termino de potencia es un coste «fijo», que pagaremos independientemente de nuestro consumo.
Se obtiene multiplicando la potencia contratada (que se mide en kilowatios) por los días de facturación, por el precio diario del kW.
El precio de la potencia suele ser igual o muy similar en todas las compañías.

El termino de energía es el resultado del total de la energía consumida en kWh (kilowatio/hora), multiplicada por el precio del mismo kWh.
Generalmente es aquí donde las compañías presentan sus diferentes ofertas, descuentos, etc…

A veces podemos encontrarnos con mas de un periodo (P1, P2, P3 o Punta Llano y Valle), tanto en el termino de potencia como en termino de energía.
Eso dependerá del tipo de tarifa que tengamos contratada y de los periodos horarios de la misma.

Ademas de estos, nos encontraremos con el impuesto de electricidad, el IVA y, en el caso de tener el contador alquilado, el precio de dicho alquiler.

La suma de todos estos conceptos nos da el total de la factura.

Por ultimo, suele aparecer el reporte de las lecturas, donde aparecen los datos de los consumos registrados por la empresa distribuidora.
En el caso de tener instalado un maxímetro, tendremos también los registros de los picos máximos de potencia demandados.

Ahora lo sabes todo.
¿Seguirás pagando mas de la cuenta?

Ya me han cambiado sin enterarme de comercializadora, ¿Qué hago?

Nos hemos dado cuenta de que a la mayoría de las consultas que nos llegan es sobre como actuar cuando ya les han hecho el cambio con artes poco éticas tal y como explicábamos en el título «Pega a mi casa un asesor energético, ¿Qué hago?» por lo que vamos a intentar aconsejar a partir de ese punto.

En primer lugar debemos asegurarnos que nos han dejado una copia del contrato que hemos firmado (o a firmado una persona mayor en nuestra ausencia que suele ser lo más común), si es así la solución es muy sencilla, en la parte posterior del mismo encontrarán un Documento de Desistimiento (o algo parecido ya que dependerá de la comercializadora), en él nos dan las instrucciones precisas para rellenarlo y mandarlo, con el plazo legal que corresponda. En el caso de tener alguna duda se podrá llamar a la comercializadora en cuestión o a una asesoría energética de confianza para que os ayuden con el trámite.

Si no os han dejado la copia de contrato, cosas muy común en este tipo de actuaciones hay dos opciones:

  • Si el contrato requiere de verificación telefónica simplemente decir en la verificación que no la queréis pasar. Esto anulará el contrato.
  • Si no requiere de verificación telefónica o ya se ha pasado satisfactoriamente (para el comercial) quedará la última opción que es llamar a la comercializadora y pedir que os envíen un documento de desistimiento ya que no queréis seguir adelante con el contrato. Esto entraña otra dificultad y es que seguramente al no tener la copia del contrato no sepáis con qué comercializadora os han pasado, para lo cual la mejor opción es preguntarle a los vecinos si alguien más firmó y pidió copia del contrato o se acuerda de la comercializadora en cuestión.

En definitiva está claro que más vale prevenir que curar, pero no está de más tener unas nociones de como curar cuando ya tienes la herida.

Gracias por su atención.

El Tribunal Supremo da la razón a Endesa anulando multa por más de 5 millones de euros

Bueno, pues como avanzaba en anteriores posts, vamos a tener que especializarnos en derecho para seguir la actualidad del sector eléctrico en estos momentos, ya que todas las semanas recibimos información nueva acerca de las resoluciones de sanciones de quita y pon que reciben las compañías eléctricas.

Esta vez el Tribunal Supremo ha fallado a favor de Endesa Energía XXI sobre una multa impuesta por la extinta Comisión Nacional de Competencia (CNC) en la que consideraban competencia desleal pasar al mercado libre a todos aquellos clientes que en 2012 perdieron el derecho a tener la tarifa TUR (Tarifa Último Recurso, también extinta). Entre medios la Audiencia Nacional desestimó el recurso de Endesa, que recurrió al Tribunal Supremo.

El Tribunal Supremo reconoce que el cambio de contrato es un asunto «sustancial para los clientes» y que el principio de transparencia aconsejaba requerir el consentimiento expreso de los afectados, pero considera que, «desde la exclusiva óptica del derecho sancionador, no cabe sustentar la definición y el contenido del comportamiento desleal en una interpretación contextual de la norma sectorial que se aleja en exceso de su tenor literal«. Es decir, no fue una actuación moralmente aconsejable pero no se puede sancionar con la ley en la mano.

Así bien ya son más de 70 millones de € en multas los que las eléctricas han logrado dejar sin efecto en los tribunales, sin duda es un tema a seguir de cerca y seguiremos informando.

Gracias por su atención.

El Tribunal Supremo anula el bono social y posibilita la indemnización a las eléctricas.

Bueno, pues visto como se está poniendo el sector nos estamos planteando seriamente poner una categoría dentro de este blog que se llame algo así como «Juzgados» o «Juicios y Sentencias» para poder abordar todo lo que se avecina en este ámbito.

Antes de pasar a analizar la sentencia del Tribunal Supremo voy a hacer una breve introducción al «Bono Social», qué es:

El bono social es una Tarifa de último recurso para consumidores vulnerables. Las tarifas de último recurso para consumidores vulnerables se aplicarán a aquellos consumidores que tengan la condición de vulnerables: las viviendas con menos recursos, las familias numerosas y otros colectivos. Aplicando un descuento del 25% sobre la tarifa.

¿Quién puede pedirlo?

Según la disposición transitoria décima de la Ley 24/2013, de 26 de diciembre, tienen derecho al bono social los suministros de los consumidores que, siendo personas físicas en su vivienda habitual, cumplan alguno de los requisitos siguientes:

  • Tener una potencia contratada inferior a 3 kW en su vivienda habitual.
  • Tener 60 o más años de edad y ser pensionista del Sistema de la Seguridad Social por jubilación, incapacidad permanente y viudedad, percibiendo por ello la cuantía mínima vigente en cada momento para dichas clases de pensión con respecto a los titulares con cónyuge a cargo o a los titulares sin cónyuge que viven en una unidad económica unipersonal.
  • Tener 60 o más años de edad y ser beneficiario de pensiones del extinguido Seguro Obligatorio de Vejez e Invalidez y de pensiones no contributivas de jubilación e invalidez.
  • Ser familia numerosa.
  • Formar parte de una unidad familiar que tenga todos sus miembros en situación de desempleo.

Desde el 2009 (año de su creación) hasta el 2013 eran las generadoras principales de electricidad en España las que asumían este coste, es decir, Endesa, Iberdrola y Gas Natural, en 2013 el mismo Tribunal Supremo tumbó esta forma de repartir responsabilidades siendo el gobierno del PP el que cargó este coste creado en estos años de aproximadamente 500 millones de euros al conjunto de los consumidores.

A partir del 2014 no serían los tres gigantes los únicos encargados de asumir el coste del Bono Social sino que serían todas las empresas verticalmente integradas en el sector (las que generan, distribuyen y comercializan).

Esta nueva sentencia también anula esta forma de distribuir el coste ya que vulnera el principio de proporcionalidad, haciendo recaer sobre las 4 empresas más importantes el 96% del coste, siendo el otro 4% asumido por las 23 empresas restantes.

En definitiva, las eléctricas solicitan que el coste del Bono Social sea sufragado por los Presupuestos Generales del Estado o por el conjunto de los consumidores del sistema eléctrico.

Hay una tercera vía para el pago del Bono Social de este periodo (2014-2016), al cual se podría acoger el Ministerio de Industria, y sería con el superavit logrado en el sector sobre los costes del sistema, que ascienden a 1000 millones de €.

Estaremos atentos a como evoluciona el tema.

Gracias por su atención.

El Tribunal Supremo admite que se puedan refacturar las PVPC.

Si, como leen, tras la reclamación de dos de las 5 comercializadoras de referencia sobre el cálculo del margen comercial de las tarifas PVPC, el Tribunal Supremo les da la razón y podrán ser refacturadas.

El Tribunal Supremo entiende insuficientes los 4€ por kW contratado al año que especifica como margen comercial en las tarifas PVPC desde el 1 de abril de 2014 y abre la puerta a la refacturación.

El problema de esta resolución es la complejidad que entraña esta refacturación para más de 13 millones de suministros que estén o alguna vez lo hayan estado (este es el principal inconveniente), por lo que no se descarta que esta refacturación no se lleve a cabo y lo que si podamos ver en un corto periodo de plazo es un aumento del margen comercial de las tarifas PVPC para contentar a estas comercializadoras de referencia que han reclamado (y a las que no también, de rebote).

No tardarán mucho en aparecer los comerciales en sus viviendas advirtiendo de una refacturación masiva, para la cual según ellos tendrán que hipotecar la vivienda de veraneo, por lo que para ponerles en situación les dejo enlace a una anterior entrada donde comparamos la tarifa PVPC con las del mercado libre (las que ofrecen estos comerciales de puerta en puerta. Pinche aquí.

Estaremos atentos a los acontecimientos ya que la tarifa PVPC no deja de ser una buena alternativa para los suministros 2.0A y 2.0DHA.

Gracias por su atención

21 de octubre. Día mundial del ahorro energético.

Quiero que sirva esta entrada como recordatorio del día que es, quizás no sea una fecha tan popular como otras pero creo que es, al menos, igual de importante que el resto de conmemoraciones.

Por otro lado, aprovecho para dar un pequeño tirón de orejas a todo aquel que no tenga en todo sus ámbitos implementadas medidas para ahorrar energía. A diario nos encontramos clientes que no se ven suficientemente motivados a la hora de ahorrar energía; si no tienen un gran ahorro en el presupuesto no contemplan adaptar estas medidas o, incluido, si el tiempo de amortización de la inversión se va a más de un par de años tampoco le prestan mucha atención a las propuestas.

Debemos cambiar nuestra mentalidad, y de ese cambio saldrá una mejora considerable en el ahorro energético.

Gracias por su atención.

 

Razones para apostar por la edificación sostenible

  • Es indiscutible que, rebasada ya la mitad de la segunda década del siglo XXI,ahorrar energía y contribuir a hacer un mundo sostenible se han convertido en unas de las grandes preocupaciones sociales y estas también han llegado a las instituciones, que poco a poco intentan extender una edificación más eco-friendly. Construir edificios energeticamente eficientes es una de las acciones que más impacto pueden tener sobre el ahorro y la eficiencia energética, sobre todo, en un mundo en el que cada vez hay más viviendas, las cuales están mejor equipadas, pero ocupadas por menos personas.

La construcción es una de las actividades que más recursos gestiona. Esta es una de las razones fundamentales por las que la edificación sostenible tiene cada vez más relevancia a la hora de construir, mantener, restaurar e, incluso, reutilizar edificios ya existentes, como la rehabilitación de naves industriales en viviendas. En una sociedad que se preocupa cada vez más por la administración responsable de unos recursos finitos, edificar de forma sostenible será cada vez más importante.

Sostenible y económico

Además, también existe una mayor necesidad de ahorrar en el consumo de energía. Ya no solo por motivos ecológicos, sino también para reducir las facturas tanto de las familias como de las empresas. Si bien es cierto que la arquitectura sostenible supone un coste mayor a la hora de edificar y este se refleja en el precio, también lo es que la mayor eficiencia energética de un edificio se traducirá en un consumo menor y, por lo tanto, una factura rebajada. Sistemas de calefacción y enfriamiento eficientes (gracias al adecuado aislamiento de ventanas y muros, a la correcta orientación y al empleo de la energía solar o los sistemas de ahorro de agua a través de aparatos e instalaciones que consuman menos y también reutilicen parte del agua consumida) son formas de mejorar la eficiencia energética.

 

obrero

Fuente: https://www.flickr.com

Nombre del autor de la imagen: ©Michael Taylor

Gracias por su atención.